Niquelados

Evita la corrosiÓn y embellece.

El niquelado quimico de piezas, es un recubrimiento metálico de níquel, realizado mediante baño electrolítico, que se da a los metales, para aumentar su resistencia a la oxidación y a la corrosión y mejorar su aspecto en elementos ornamentales.

El niquelado de piezas es un proceso por el se depositan capas de níquel sobre superficies metálicas sin la utilización de corriente eléctrica. Se pueden recubrir un amplio espectro de materiales: aluminio, acero, acero inoxidable, cobre, latón, etc.

CARACTERÍSTICAS: capa homogénea en toda la geometría de la pieza.

TOLERANCIAS de +/- 1 micra: el proceso garantiza un control muy ajustado del depósito, lo que permite evitar operaciones de rectificado posterior, facilitando los ajustes.

ALTA RESISTENCIA A LA CORROSIÓN: nuestros niquelados dejan un deposito no poroso, lo cual favorece la anticorrosión.

GRAN NIVEL DE PENETRACIÓN: al ser un baño químico, se recubren superficies que difícilmente se tratarían con procesos electroquímicos, así, logramos niquelar agujeros, regatas, ángulos, con el mismo grado de efectividad y deposición que en el resto de superficie de la pieza a tratar, asegurando las características de resistencia a la corrosión, dureza, etc., en toda la zona tratada.

DUREZA: la posibilidad de un tratamiento térmico posterior permite elevar la dureza superficial a valores de 60 HRc, próximos al cromo duro.

SOLDABILIDAD: el níquel químico es soldable.

Acabados

En función de los procesos previos de chorreado o pulido posibles, podemos obtener piezas:

  • SATINADAS o MATE
  • BRILLANTES

APLICACIONES INDUSTRIALES:

  • Industria química y petroquímica.
  • Industria farmacéutica.
  • Industria textil.
  • Industrias relacionadas con la impresión gráfica.
  • Aeroespacial.
  • Minería.
  • Madera y papel.
  • Automoción.
  • Moldes y matrices.
  • Electrónica
  • Reparaciones.

Según sea el tamaño de las piezas se emplean diversos métodos de niquelado, para las piezas pequeñas se utilizan tambores rotativos y se tratan a granel. El niquelado en bastidor o ganchera se aplica cuando la pieza a tratar es de un tamaño considerable, y queremos evitar rozamientos en la superficie del material. La pieza es colgada en bastidores adaptados a su geometría, se limpia su superficie para asegurar una buena deposición del metal, y se somete a un proceso electrolítico de recubrimiento en medio con el que se obtiene muy buena distribución del recubrimiento y las piezas grandes se sujetan en bastidores y se sumergen en los baños de niquelado.

En Cromados Jaevan somos expertos en niquelados. No dude en contactar con nosotros y le realizaremos un estudio previo personalizado.

¿Quiéres más información?

Contacta con nosotros